Imprimir 

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

Los hechos ocurrieron en Tijuana; la causa: celos.

El pastor de una iglesia cristiana ubicada en Maclovio Rojas, Tijuana, fue arrestado por asesinar brutalmente a una feligresa de 14 años de edad, con quien sostenía una relación sentimental.

El martes pasado se reportó el hallazgo del cadáver de una mujer frente al rancho El Güicho, localizado a la altura del kilómetro 27 de la carretera libre Tijuana-Tecate. Tras las investigaciones correspondientes, se identificó a la víctima como Adriana, de 14 años.

La necropsia arrojó que la menor tenía el cuello roto, golpes en la cabeza, y en distintas partes del cuerpo más de 90 lesiones causadas con un desarmador, indicó Miguel Ángel Guerreo Castro, coordinador de la Subprocuraduría Contra la Delincuencia Organizada que depende de la Procuraduría del Estado.

Como presunto responsable se arrestó al oaxaqueño José Baltazar Hernández Molina, de 31 años. La clave para esclarecer el homicidio no fue que el pastor y la menor se vieran con frecuencia, sino una serie de cartas guardadas en la recámara de la víctima.

 

El coordinador de la subprocuraduría detalló que, para evitar ser descubierto, Hernández Molina ofreció ayudar a los padres en la búsqueda de la jovencita, luego de que no regresó el lunes pasado a su casa.

José Baltazar Hernández Molina fue deportado de Estados Unidos hace un par de años, entonces fundó una congregación a la que asistían la víctima y sus padres.

Desde entonces -Adriana tenía 12 años de edad en esa fecha- la menor y el pastor mantenían la relación. Por eso también se fincarán cargos "de violación", detalló el funcionario de la PGJE.

Al presentar ante los medios a Hernández Molina, este confesó que perpetró el asesinato "por celos".

 

Según la versión del pastor homicida, encontró a la jovencita cuando tenía relaciones sexuales con otro menor de edad. Acto seguido, la tomó por la fuerza y la subió a su pick-up, en donde empezó a cachetearla.

"Me empezó a decir de cosas, no aguanté y la agarré del cuello, quebrándole el cuello", sostuvo el pastor.

El subprocurador dijo que de acuerdo a las investigaciones, la joven pidió al pastor irse a vivir juntos, pero él no quiso, por eso ella le advirtió que sostendría relaciones sexuales con otros hombres.

La PGJE solicitará al juez encargado del caso se aplique al pastor la pena máxima de 50 años de prisión.

Respuestas Catolicas Inmediatas
Respuestas catolicas inmediatas
Soy Catolico y Que  Soy Catolico y Que

 

Joomla SEF URLs by Artio